monumento de los zapatos

El monumento de los zapatos. Punto turístico de referencia en Budapest.

By | Blog Budapest | No Comments

El monumento de los zapatos es uno de los puntos turísticos por excelencia de Budapest desde su inauguración, el 16 de abril de 2005.

Este memorial, situado a escasos metros del Parlamento de Hungría, consta de 60 pares de zapatos de hierro forjado fijados al suelo. No obstante, pese a ser uno de los lugares más visitados en Budapest, no todo el mundo conoce la historia que esconde. Esta masacre tuvo lugar durante el gobierno de Szalasi, líder del Partido de la Cruz Flechada que gobernó Hungría durante el final de la II Guerra Mundial. Estableció un sistema fascista y antisemita que tenía atemorizado a los habitantes de origen judío.

Como muestra de la brutalidad del partido de la Cruz Flechada, sus miembros solían utilizar los cordones del calzado para atar las manos de las víctimas judías antes de dispararles. En otras ocasiones, utilizaban cuerdas para atar a dos o tres personas, situarlas al borde del río y dispara. La víctima, al caer al río, arrastraba a las demás, quienes morían en el río ahogadas o congeladas. Es por este motivo que durante el invierno de 1944 -1945, el Danubio empezó a ser conocido como “el cementerio de judíos”.

Representa uno de los períodos más tristes de la ciudad de Budapest.

Los zapatos son una recreación fidedigna del calzado de los años 40, período en el que se produjo esta masacre. Además, están representados zapatos de todos los tamaños y estilos, puesto que el artista pretende transmitir que nadie estaba a salvo del horror del partido de la Cruz Flechada, ni siquiera los niños. La razón por la que se les obligaba a quitarse los zapatos es que se trataban de un bien material muy preciado durante la Segunda Guerra Mundial. Los paramilitares de la Cruz Flechada eran conscientes de ello, por lo que solían intercambiarlos en el mercado negro.

Sin embargo, pese a que el monumento de los zapatos se encuentra situado a 300 metros del Parlamento, su localización es simbólica, puesto que estos asesinatos en masa, tuvieron lugar a lo largo de todo el Danubio.

El cineasta Can Togay y el escultor Gyula Pauer crearon este monumento con la intención de conmemorar los 60 años de este trágico suceso. La escultura está acompañada de tres placas situadas en varias zonas, con un mensaje en húngaro, hebreo e inglés que reza: “A la memoria de las víctimas ejecutadas en el Danubio por los milicianos de la Cruz Flechada”.

Una visita emotiva en la que conviene pararse a los pies del Danubio.

De esta manera, el monumento de los zapatos es considerado uno de los memoriales más emotivos de la ciudad y que más se visitan en los tours en Budapest. En consecuencia, es muy común que los visitantes dejen junto a los zapatos flores, piedras (símbolo de inmortalidad en la cultura judía), monedas o velas encendidas como muestra de respeto y admiración a los cientos de víctimas que murieron en el Danubio bajo el régimen fascista de la Cruz Flechada.